Relatos de Viaje… (Ártico – Svaldbard)

En tierra de osos…

“…En la tierra del oso, no es tan sencillo verlos. Como todo lo que involucra a la naturaleza requiere estar en el lugar y momento justo…”

Oso Berna 3

Trescientos cincuenta kilómetros separan estas islas ubicadas en el océano polar del Polo Norte.…El archipiélago Svalbard tienen una superficie de 62.050 kilómetros cuadrados y pertenece a Noruega. El 60% está cubierto de glaciares, cerros nevados y permafrost. Pese a estar en el océano Glacial Ártico, la Corriente cálida del Golfo llega desde el sur con su influencia hasta esas latitudes y atempera las aguas permitiendo en general mantenerlas limpias de hielo y navegables.

Desde Oslo se vuela a Longyearbyen, desde donde –como en Ushuaia o Punta Arenas en el otro extremo del planeta- parte los cruceros que recorren las islas árticas.

Investigación, minería y turismo componen los principales recursos económicos en el archipiélago...

Investigación, minería y turismo componen los principales recursos económicos en el archipiélago…

Muchos años de viajar a la Antártida acicatearon los deseos de incursionar en el otro “extremo”. La palabra Ártico deriva del griego Arctos –la Tierra del Oso- Antártica es lo opuesto… Y Svaldbard es considerado uno de los sitios donde ellos pueden ser observados. Según las estadísticas rondan por las islas del archipiélago una población de unos 3.000 individuos. Claro que su futuro es incierto hoy en día… Osos y flores eran los objetivos principales del viaje.

Flora ártica y osos, las "presas" fotográficas mas codiciadas...

Flora ártica y osos, las “presas” fotográficas mas codiciadas…

La minería es uno de los principales recursos económicos, el carbón la principal extracción. Con apenas una noche al año – claro que dura unos seis meses- y un solo día – de similar lapso de tiempo- la vida en las escasas ciudades está regida por el clima. Es quizás debido a ello que el control del uso de las bebidas alcohólicas es muy riguroso. Un visitante que desee adquirir una bebida espirituosa o simple cerveza debe presentar el pasaje de avión y acreditar su identidad. Una particularidad es que todos los habitantes deben portar y saber disparar un arma. El encuentro con los osos puede ocurrir en el momento menos esperado. Armas y osos no son compatibles con el exceso en la bebida.

Más allá de los límites de la ciudad la naturaleza aguarda y es ella la que convoca. No hay prácticamente caminos internos y el traslado de una ciudad o isla a otra se realiza por abarco o helicóptero. A bordo del rompehielos me dispongo a penetrar el reino del oso, con la esperanza de ver alguno…

Te veo aunque te escondas... Tarea oara prismáticos, teleobjetivos y ojo atento...

Te veo aunque te escondas… Tarea para prismáticos, teleobjetivos y ojo atento…

Los primitivos habitantes o “frecuentadores” del archipiélago –casi con seguridad los vikingos o quizás los rusos-, sean quizás los que descubrieron el archipiélago. Lo cierto es que quien la puso oficialmente en el mapa fue un holandés Williams Barents en 1596. Entre los siglos XVII y XVIII las islas fueron base de balleneros holandeses, ingleses y españoles. Desde allí partieron muchas expediciones árticas. Sin embargo, nuevamente las imágenes se imponen por sobre el relato. La naturaleza, aunque agobiada deslumbra.

Renos pastan en la tundra ártica...

Renos pastan en la tundra ártica…

Las morsas se asolean en playas islas y roqueríos del archipiélago...

Las morsas se asolean en playas islas y roqueríos del archipiélago…

Colgando de sus precarios nidos, las voces de los Guillemots -aves marinas- se mezclan con los sonidos del mar y el viento...

Colgando de sus precarios nidos, las voces de los Guillemots -aves marinas- se mezclan con los sonidos del mar y el viento…

En la tierra del oso, no es tan sencillo verlos. Como todo lo que involucra a la naturaleza requiere estar en el lugar y momento justo. Pueden aparecer de improviso cuando se está por desembarcar a tierra -abortando claro la operación- o es necesario en ocasiones un “ojo biónico” para “adivinarlo” entre los hielos. Pero están, y su presencia es majestuosa.

La presencia del oso puede evitar un descenso a tierra...

La presencia del oso puede evitar un descenso a tierra…

En una anterior entrega de este blog (Los Ojos del Oso) me referí a la angustiosa agonía que sufren estos colosales animales –y gran parte de la fauna ártica- debido a los estragos que el calentamiento global provoca. Sigo sosteniendo que tras algunos viajes a la región Ártica, todavía no gana mi espíritu como la Antártida. Quizás se la inocultable presencia humana –con las consabidas huellas que provocamos- lo que interfiera con la prístina visión que un remoto confín planetario debería tener.

osarios blanqueados en el rigor de la naturaleza perduran como resabio de cacerías...

osarios blanqueados en el rigor de la naturaleza perduran como resabio de cacerías…

No obstante ello, las luces, los hielos, la increíble y colorida flora ártica y las criaturas silvestres que la habitan engalanan la visita. Algunas fotos intentan esbozar la belleza del ártico veraniego…

Imponentes glaciares desafían los rigores del cambio climático...

Imponentes glaciares desafían los rigores del cambio climático…

Pasado, presente y perseverante naturaleza...

Pasado, presente y perseverante naturaleza…

Collage Svaldbard 8 page

 

 

Anuncios

2 pensamientos en “Relatos de Viaje… (Ártico – Svaldbard)

  1. Pingback: Relatos de Viajea Noruega (Ártico – Svaldbard) | Noruega en español

Agradezco tu opinion

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s